Rumanía sigue sorprendiéndome en cada una de las ciudades que voy descubriendo durante mis viajes. Esta vez os contaré mi viaje a Timisoara, una ciudad que tenía ganas de visitar desde hace algunos años y por fin pude conocerla. Reconozco que, al igual que con otras ciudades rumanas, no había visto casi nada antes de llegar y solamente tenía en mi cabeza tres o cuatro imágenes.

Timisoara destaca en la historia reciente de Rumanía porque fue donde empezó la revolución que consiguió derrocar al dictador Ceausescu en el año 1989, como ves hace muy pocos años. Sin duda, este país sufrió mucho durante la época de la dictadura y todavía quedan secuelas, pero los rumanos son duros y gente muy positiva que poco a poco logran sacar lo mejor de su país.

Dónde está Timisoara

Está en el oeste de Rumanía y muy cerca de la frontera con Hungría y Serbia en la región de Banat. Como pasa con otras regiones del país, que hacen frontera, tiene una mezcla cultural muy interesante, tanto en sus gentes como en su arquitectura o gastronomía. 

Pasear por su casco histórico es un gustazo, con calles llenas de vida y buen ambiente. Me llamó la atención la cantidad de locales como restaurantes, cafés y tiendas que había y sobre todo lo bien conservado que está su casco histórico. Visto desde arriba es casi circular. Luego os contaré cosas sobre su casco histórico.

Cómo llegar a Timisoara

Podréis llegar en avión ya que cuenta con aeropuerto, el tercer aeropuerto más importante de Rumanía que está a unos 20 km del centro y tiene conexiones con muchas ciudades europeas. Esta ciudad es la tercera ciudad más grande del país después de Bucarest y Cluj-Napoca.

También se puede llegar en tren desde Bucarest con uno de los trenes rápidos, os llevará aproximadamente unas diez horas. Si vais a recorrer el país lo más recomendable es alquilar un coche y así os podréis mover a vuestro gusto. 

Qué ver en Timisoara

Lo bueno de esta ciudad es que caminando vais a todos los lugares interesantes. Los monumentos y plazas más importantes están muy cerca unos de otros y da gusto ir caminando por sus calles. También hay varios tranvías que os llevarán de un lugar a otro, no me subí a ninguno, estuve a punto de hacerlo varias veces porque me parecían una chulada.

Plaza Victoria o Piata Vitorei

Esta plaza es el centro de la ciudad y siempre está llena de gente paseando y en sus terrazas. En un extremo de la plaza verás la Catedral Metropolitana Ortodoxa rumana construida en 1936. Os recomiendo visitarla ya que por dentro es espectacular. Detrás de la Catedral tenéis toda una zona verde con zonas ajardinadas para pasear que se unen con la zona del río Begej. 

Piata Vitorei es todo un símbolo en Rumanía. Muy cerca de aquí, en la Plaza Maria, empezaron las protestas contra el dictador Ceausescu en 1989 que consiguieron derrocarlo. En algunos edificios se pueden ver aún los agujeros de las balas de los enfrentamientos con la policía. Frente a la catedral hay un monumento en homenaje a todas víctimas. Luego os hablaré del Museo de la Revolución. 

En otro extremo de la plaza está el edificio de la Opera Nacional con una amplia programación cultural y a unos metros el Museo Nacional Banatului.

Plaza Uniri

Fue toda una sorpresa descubrir esta plaza y disfrutar de su belleza. La Plaza Uniri está considerada como una de las más bonitas de todo el país. Está rodeada de edificios barrocos muy coloridos y bien conservados, entre ellos puedes visitar la Catedral Católica Romana y la iglesia Serbia Ortodoxa, el museo de arte, el palacio episcopal o el pintoresco edificio Casa Brück de estilo Art Nouveau.

Esta plaza es perfecta para disfrutar de sus terrazas y descansar un rato. Las calles del entorno en dirección a Plaza Victoria están llenas de locales comerciales y de ocio.

Plaza Libertad o Piata Libertatii

También es una plaza muy céntrica. En esta plaza podréis ver una biblioteca, un instituto y un museo militar que son los edificios que la rodean. 

A esta plaza se llega desde la Plaza Victoria por la Strada Alba Lulia que está justo al lado de la Opera y que actualmente está llena de paraguas de colores, lo que la ha convertido en una de las calles más fotografiadas de la ciudad (evidentemente me hice una foto).

Museo de la revolución

La visita a este museo fue impactante. No solo por lo que tienen expuesto allí sino también por la visita guiada que pude hacer con un hombre de avanzada edad, que iba explicando sala por sala y en primera persona todo lo sucedido en aquellos días y en aquellos años. Todo el sufrimiento del pueblo rumano y testimonios personales. Él estuvo ingresado en el hospital por una herida de bala en una pierna que casi le cuesta la vida durante los enfrentamientos con la policía.

Por momentos, me quedaba un nudo en la garganta escuchando a aquel hombre según iban pasando las salas del museo, fotos, videos, restos de ropa con agujeros de bala, banderas sin el escudo, etc

Los habitantes de Timisoara están muy orgullosos de su pasado rebelde y su espíritu revolucionario ya que aquí empezaron las protestas en todo el país que terminaron con la ejecución del dictador y su mujer.

Catedral Metropolitana

Os recomiendo en Timisoara la visita a la Catedral Metropolitana en la plaza Vitoriei. Es preciosa por fuera y espectacular por dentro. La Catedral Metropolitana de Timisoara se construyó entre 1936 y 1940. Tiene 11 campanarios, entre los cuales la torre principal mide 83,7 metros y es el edificio religioso más grande de Timisoara. 

Paseos por la ciudad y sus zonas verdes

Junto al río Begej puedes caminar sin problema siguiendo todo el recorrido por el centro de la ciudad. Podéis visitar también el Parque de las Rosas que está muy cerca del centro, con unas cuantas pérgolas y lleno de jardines y flores. Detrás de la Catedral Metropolitana también hay otro parque bastante grande junto al río y a los puentes que lo cruzan, siempre muy animado.

Comer en Timisoara

Durante los días que estuve en Timisoara pude probar varios de sus restaurantes y en todos comí genial. La gastronomía rumana se basa en una cocina muy casera, con productos de temporada usando muchas verduras, estando casi siempre presente en todos los platos la carne, la polenta, el puré de patata y verduras salteadas. 

Comí uno de los días en el restaurante Nora, muy frecuentado por gente local, con terraza y parte interior, uno de mis favoritos en la ciudad. Está en la zona sur de la ciudad. Lo mejor es ir en taxi o tranvía.

El restaurante Beraria 700 en la Strada Coriolan Brediceanu 4 también está muy bien. El restaurante está en un local que recuerda a unas antiguas bodegas con varios salones y terraza exterior. Cuando cené allí había actuación de un grupo de folklore rumano muy animado, también me gustó probar algunos de sus platos de carne. Está más o menos céntrico. 

Otro de los días comí en Casa Bunicii que estaba cerca de mi hotel y es otro de los restaurantes conocidos en la ciudad. Tiene una terraza integrada en el jardín y se come bastante bien. Está en una zona residencial. Su plato más conocido es el “buiz haiducesc» que es como un bollo de maíz con queso horneado y con un huevo. 

Me recomendaron pero no tuve tiempo a probar la Casa cu Flori y Casa Altrigen a las afueras de la ciudad camino de Lipova, según me decían es muy tradicional, tanto en la decoración como en su carta

Hoteles en Timisoara

Estuve alojado en el Hotel Boutique Casa del Sole, caminando desde el hotel al centro me llevaba unos 15 minutos. En el mapa podéis ver todos los hoteles y alojamientos de la ciudad con precios actualizados y con toda la info de cada uno de ellos. Si tenéis alguna duda preguntadme y si puedo os ayudaré encantado. Mi recomendación es que busquéis alojamiento céntrico para que sea más fácil moveros por el centro

Booking.com

Cafés en Timisoara

Una de mis aficiones en muchas ciudades es visitar cafés chulos y casi siempre tomo uno café en cada uno así que uno de estos días voy a salir volando con tanta cafeína.

En Timisoara visité varios y cada uno de ellos con un encanto especial. Os dejo los nombres y algunas fotos para que os hagáis una idea de cada uno. 

Doppio

Una pequeña cafetería muy cerca de Piata Vitorei en Bulevardul Republicii 6. Son super agradables y con un café muy bueno. Un lugar muy recomendable para tomar café o chocolate e incluso se puede coger uno para llevar.

Cafeneaura Verde

Está en una de las esquinas de la Piata Libertati, con una decoración clásica y estupendo para sentarte un rato y observar el ritmo de la ciudad. Tiene grandes ventanales que dan a la plaza. Estuve super cómodo mientras aproveché para poner al día mis correos.

Leonidas 

Esta es una heladería que descubrí mientras caminada.  Su fachada está llena de flores. Me gustó ese toque de marketing orientado a Instagram ya que su fachada da para muchas fotos e imagino que será uno de los lugares donde mucha gente se hace una foto con esta decoración tan florida. Los helados están ricos, nada comparable con los de Bolonia, pero muy buenos. 

D’ark Bar

Está en una de las esquinas de la plaza Uniri. Me llamó la atención su barra hecha con una antigua máquina que le da un toque industrial muy chulo. No sé la historia ni de la máquina ni del local así que tengo que averiguarlo. El local funciona como terraza y café. De noche es un local de copas.

Zai

También en la plaza Uniri .Está en una de las casas de colores que están en la plaza junto a la catedral. Tiene una estupenda terraza y la fachada al igual que en la heladería anterior se la curraron bastante para que la gente tenga un sitio para hacerse la foto de recuerdo con sus flores, un marketing bien pensando.

Garage Bakery

En una de las calles que van a dar a la plaza Uniri, en la Strada Palanca. Tomé un capuchino con nata estupendo. Es una pequeña cafetería con una sección de pastelería y una pequeña terraza en la parte trasera.

Si os apetece salir de noche y rollo discoteca, yo estuve en Epic Vara y mola mucho. Mucha gente y buen rollo.

SEGURO MÉDICO  PARA VIAJAR A RUMANÍA

En Rumanía puedes usar la tarjeta sanitaria europea y te atenderán en los hospitales públicos, pero deberás pagar la factura y luego al llegar a España pedir que te hagan el reembolso del dinero, un trámite que es un poco lioso. Desde mi punto de vista lo más cómodo es viajar con un seguro médico de viajes para evitar líos y problemas. 

Os recomiendo el de Mondo que es el que uso yo en todos mis viajes. Es recomendable siempre para evitar sustos y problemas. Si quieres desde aquí puedes calcularlo, además a los lectores del blog siguiendo este enlace os hacen un 5% de descuento. Tienen un servicio 24 horas estupendo y hasta te atienden tus dudas o consultas vía whatsApp.

Otros lugares que ver en Rumanía

Si os apetece descubrir otros lugares de Rumanía os dejo los enlaces a otros artículos que tengo en el blog: 

-Bucarest

-Delta del Danubio

-Sighisoara

Ya me contaréis si conocéis o cuando visitéis Timisoara que os ha parecido y si tenéis alguna recomendación para otros viajeros será genial que la dejéis en los comentarios para que ellos también puedan conocerla. Gracias por todo una vez más. 

Booking.com

“En el blog y en este artículo puedes encontrar enlaces de afiliación. ¿Qué significa eso? Significa que si realizas la compra de un producto siguiendo ese enlace yo recibiré una pequeña comisión. Pero tranquilo, que el uso de ese enlace no significa que a ti te cobren más. El precio es el mismo, simplemente la compañía sabrá que has hecho la reserva a través de mi blog y me dará una pequeña comisión, gracias a eso me estarás ayudando a seguir  con mis viajes y poder contártelo. Gracias por todo.”